miércoles, 16 de abril de 2014

Martín DeALZAGA ("Macoco") (1901 – 1982) Argentina

MARTÍN de ALZAGA - MÁS TEMPRANO



241107

amigos,

   Macoco de Alzaga murió hace veinticinco años. Fue un gentleman driver de agitada existencia, que, aunque quizá no pueda ser considerada ejemplar, seguro que a él le habría gustado repetir.

hastaluego



Martín  DeALZAGA  ("Macoco")   (1901 – 1982)   Argentina                  190905 actualizado 40509


"Si pudiera volver a la juventud,
volvería a cometer todos aquellos errores,
sólo que más temprano."

Tallulah Bankhead (1903-1968)


   Nació en Mar del Plata el 10 de Enero de 1901 como Martín de Alzaga Unzúe (o de Álzaga Unzué, según la pronunciación porteña); en alguna biografía no aparece la preposición "de" previa al primer apellido (Martín Álzaga Unzué), pero siempre figura su popular apodo "Macoco".

   Descendiente del Martín de Alzaga Olavarría (1755-1812) que quiso ser virrey del Virreynato del Río de La Plata a principios del siglo XIX, Macoco fue un adinerado piloto amateur  que dilapidó parte de la fortuna de su familia con sus estudios en Francia e Inglaterra, sus francachelas y sus carreras de coches, también éstas de barniz intercontinental.

Macoco DeALZAGA hacia 1910 (archivo geo.ya.com)

   Salvo en lo de los estudios, en lo demás destacó. Con un Anasagasti especial (de chasis Isotta-Fraschini y motor Janvier) que había comprado a Ricardo Zuberbühler y que, al parecer, había disputado carreras en cuesta en Europa, Macoco gana el Campeonato de la Milla 1920 con una velocidad de 126,98 Km/h.

   Era la época en la que su amigo Juan-Carlos Cobián (1896-1953) creó un tango inspirado en él, titulado "Shusheta" (en lunfardo, dandy, petimetre) y al que Enrique Cadícamo pondría letra en 1934.

"Con tu smoking reluciente
y tu pinta de alto rango,
eras rey bailando el tango,
tenías patente de gigoló."

(de www.todotango.com, vía Karino)

   Macoco debía saber conducir automóviles desde niño, pero hasta 1921 no se presentó en el Gran Premio Argentino, que se celebraba los días 22 y 23 de Enero. DeAlzaga llevaba un Hudson nuevo y entre sus rivales se encontraban otro novato (París Giannini, con Studebaker), el aficionado Mariano de la Fuente (Packard), el motociclista Raúl Riganti, Isidro Pastor (Studebaker), Ángel D’Annunzio, Cassoulet, Masoero, Magnasco, Rol, Perin, Brown, Aubain, Dodds, Riccatagliata, Longhi, Estela y hasta 33. Se trataba de una prueba de Fuerza Libre, aunque los autos eran turismos de serie más o menos trucados, y también había un premio a la regularidad. El recorrido de ida, Morón/Rosario, lo dominó Masoero, pero en el de vuelta la victoria absoluta sería para De la Fuente. Macoco no hizo mal papel: fichó 2º, ante Masoero, Pastor, Vignocchi, Evans, Cassoulet, Johansen, Berzano y Ovides. No se trataba de una prueba internacional, sino que Argentina era país de inmigrantes.

   Poseyendo también desde muy joven un Mercedes Gordon-Bennett, en 1921 gana Macoco la carrera internacional Montevideo/Punta del Este, y en Febrero del año siguiente quiere participar de nuevo en el Gran Premio del Automóvil Club Argentino (el V Gran Premio de Turismo de Carretera, según denominación posterior), aprestando para ello un Packard al tiempo que se hace acompañar por un piloto ya destacado, Raúl Riganti, con el que llegaría a consolidar una buena amistad.

Raúl Riganti (archivo A. Parga)

   Otros gentlemen drivers hicieron lo mismo: Jorge Coen llevaba a Ernesto-Hilario Blanco en su Nash, e Ismael Aguada, a Antonio Gaudino en su Cole. Pero Coen hizo forfait a causa del fallecimiento de su padre, y Macoco decidió inopinadamente que se encontraría más a gusto en Europa, dejándole el Packard a Riganti, quien lo compartió con Blanco. Riganti/Blanco fueron los más rápidos en la primera etapa, pero terminaron retrasados por problemas en los neumáticos, clasificándose 7os.

Macoco hacia 1923 (archivo A. Parga)

"Dicen que fue, allá por su juventud,
un gran Don Juan del Buenos Aires de ayer.
Engalanó la puerta del Jockey Club
y en el ojal siempre llevaba un clavel."

   Sin embargo, el año siguiente Macoco sí se encontraría presente en la salida del Gran Premio Argentino, el 24 de Febrero de 1923, siendo el primero en llegar a Luján, dos minutos por delante de Guillermo Burke (quien sería el final ganador del Gran Premio, aunque lo hizo sin frenos en su Studebaker y sólo pudo detenerse 2 kilómetros después de la meta).

Martín DeALZAGA pasea a Raúl Riganti en Palermo (archivo A. Parga, en su obra “Historia Deportiva del Automovilismo Argentino”)

   Poco más tarde, DeAlzaga se empeña en correr las ya muy famosas  500 Millas de Indianápolis, llevándose con él a varios amigos. Su generosidad le moverá a patrocinar la inscripción del Bugatti nº 18 para Pierre DeVizcaya, del nº 21 para sí mismo y del nº 22 para Raúl Riganti. Martín será 4º en los entrenamientos (a 149,50 Km/h) pero también el primero en retirarse, en la vuelta 7ª, al romper un soporte de suspensión –o con una biela fundida, según Parga–, con lo que resulta clasificado 24º y último. Tampoco le va bien a Riganti, pero DeVizcaya llegará a marchar 5º con su Type 30, antes de abandonar por fallos de lubricación y ser clasificado 12º. Entretanto, Macoco, que se aburre como espectador, efectua un relevo en el Miller de Bennett Hill, divirtiéndose hasta que se rompe el cigüeñal al cabo de 6 vueltas; el Miller nº 35 de Hill/DeAlzaga será clasificado 19º.

Cuatro de los cinco Bugatti Type 30 Béchereau que disputaron las 500 Millas de Indianápolis 1923. Por orden: DeCystria (nº 19), DeVizcaya (nº 18), Riganti (nº 22) y Zborowski (nº 27). Falta, precisamente, el nº 21 de Macoco DeAlzaga (de www.forum-auto.com, vía Karino)

Pero aquí vemos a Macoco con su Bugatti Type 30 Monoposto Béchereau, que aún no lleva pintado el dorsal nº 21. Su motor era el típico Bugatti 8 en línea de 2,0 litros, 86 HP y deficiente engrase. A Macoco se le rompió la suspensión y se retiró pronto. La carrera la ganó Tommy Milton, seguido de Harry Hartz, Jimmy Murphy y Eddie Hearne, todos con Miller 8 cilindros 2,0 litros. Poco después, Macoco DeALZAGA se inscribía en el Grand Prix de Italia, en Monza, con un Miller como los que habían brillado en Indianápolis (archivos Indianapolis Motor Speedway y Aalfaronny en www.forum-auto.com)

   El 19 de Julio del año siguiente y acompañado de otro compinche, Alberto Rodríguez Larreta (senior), disputa Macoco la I Coupe de l'Autodrome de Miramas (o Grand Prix de Marseille 1924) y la gana, con lo que ahora es aclamado como el primer argentino vencedor en una prueba del "Viejo Mundo" (sin recordar a Horacio Anasagasti). La carrera era de fórmula Libre y la de Martín DeAlzagano fue una victoria cualquiera: se clasificó 1º al volante de su Sunbeam 6 cilindros de Grand Prix con más de 6 minutos de ventaja sobre Arthur Duray (D'Aoust/Hispano-Suiza V8), Albert Guyot (Guyot Spéciale-McCallum), Mamloux (Bugatti Type 30) y Aimé Vassiaux (Chiribiri 12/16), adjudicándose asimismo la vuelta más rápida (1 mn 59,6 s ~ 150,52 Km/h).

Martín de ALZAGA al volante de uno de sus racers (de es.geocities.com)

   Poco después, Macoco se codeará con el gran mundo en San Sebastián, donde se ha inscrito con el Hispano-Suiza nº 34 para disputar el II Gran Premio de Guipúzcoa de Turismos el 24 de Septiembre, y tres días más tarde, el sábado 27, el II Gran Premio de San Sebastián 1924 con el Sunbeam nº 17.

Cartel de E. Lagarde que anuncia las pruebas a disputar sobre el circuito rutero de Lasarte aquella semana de Septiembre de 1924 (poster de E. Lagarde en la obra de Ángel Elberdín Bilbao "Circuito de Lasarte")

   En la primera prueba no toma la salida y, al entrenar para la segunda sobre el circuito de Lasarte, encuentra deficiencias en los frenos del Sunbeam, reclamando un mecánico oficial para que los verifique. La Sunbeam le presta a Henry Brown Dibilian y Martín parte a girar unas vueltas con él, pero se sale en una curva de la Cuesta de Oriamendi, el auto se estrella contra el terraplén, da dos vueltas de campana y se incendia. Macoco, que resulta ileso, quizá tenía razón en cuanto a los frenos, pero el caso es que ha mandado a Brown Dibilian al hospital.

El Sunbeam nº 17 accidentado en Oriamendi (archivo Á. Elberdín)

Shusheta no va de carreras esta vez (archivo A. Parga)

   En 1925 vuelve a intentar Indianápolis, pero no logra calificarse para tomar la salida, y, tras disputar unas pruebas de motonáutica, abandona la competición y se instala en Estados Unidos, donde regentará el cabaret-restaurante de lujo que ha fundado en 1931 junto con su socio italo-americano John Perona: el "Morocco", situado en el nº 154 de la calle 54 Este de Nueva York.


Macoco en 1931, cuando fundó el Morocco. En la foto grande, John Perona es el más alto del grupo que celebra en el Morocco la victoria de Nuvolari en la Copa Vanderbilt 1936. Con ambos, otros pilotos (Sommer, Farina, Brivio) y Jack Dempsey, boxeador campeón del mundo de peso pesado de 1919 a 1926 (© JDC.LLC, archivo AllTwelve en forums.atlasf1.com)

   Ya mayor, Macoco retornó a Argentina, muriendo el lunes 15 de Noviembre de 1982. Su sobrino Rolo  DeAlzaga fue campeón de Turismo de Carretera en 1959

Hacia 1980, rememorando el pasado feliz, los recuerdos del corazón, como se canta en "Shusheta" (archivo geo.ya.com)

"Pobre shusheta, tu triunfo de ayer
hoy es la causa de tu padecer."
"Todo pasó como un fugaz
instante lleno de emoción...
Hoy sólo quedan
recuerdos de tu corazón..."


Martín de ALZAGA ("Macoco") (1901–1982)


Corsa: 23 de Noviembre de 1982, pg. 26
G. A. Engels (270204)
Camilo Aldao (http://geo.ya.com/nox3/alzaga/macoco.htm)
Verónica H. Carreras Venturini y José Pedro Aresi: Las letras del tango "Shusheta":y su inspiración (en http://www.todotango.com/Spanish/biblioteca/cronicas/shusheta.asp)
Juan Paredes (241107)

No Mirando a Nuestro DaÑo
(Todos los Pilotos Muertos)
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada